Moscú mas allá del Kremlin y la Plaza Roja

Moscú fue premiada en el año 2015 con la “Golden Apple”, distinción que otorga la Federación Mundial de Periodistas y Escritores de Turismo, FIJET,por “ su labor en la conservación del rico patrimonio cultural e histórico y por el desarrollo del turismo” y, aunque parte del mérito seguro se deben a la conocidísima “Plaza roja” y al majestuoso “kremlin”, existen otros lugares en esta grandiosa ciudad que seguro ayudaron a la consecución del galardón y merecen conocerse.

Palacio Museo Kolomenskoye

Un precioso paseo por el “Parque Kolomenskoye” nos acerca a conocer su, como de cuento, Palacio Museo Kolomenskoye, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.Construido al estilo arquitectónico tradicional ruso, únicamente con madera sin usar un solo clavo, entre 1667 y 1672, era el palacio de verano del Zar Alexey Mikhailovich, padre del Pedro El Grande. Por su exterior, con sus preciosos y originales tejados de color verde y sus terrazas de madera esmeradamente tallada,y su interior, con dependencias decoradas con exotismo y minuciosidad, hizo que los contemporáneos del zar, la denominasen la “octava maravilla del mundo”. En este palacio el zar recibía a los embajadores en su trono, flanqueado por dos leones que rugían y movían sus centelleantes ojos verdes, para asombro de los ilustres extranjeros que, con esta puesta en escena, quedaban algo atemorizados. Una teatralización de la antigua ceremonia de bodas y la posibilidad de vestirse como los nobles y los zares rusos de la época, hacen las delicias de los visitantes. El palacio, al trasladar Pedro el Grande la capitalidad a San Petersburgo, fue poco a poco abandonado y, en el siglo XVIII, Catalina la Grande lo mando derribar. En 2010, gracias a que los planos del palacio sobrevivieron, el gobierno de Moscú construyó una replica a tamaño completo, pero, esta vez, de hormigón cubierto de troncos.

Parque “MUZEON ART PARK”

A mediados del siglo XVIII, en una zona pantanosa de la ciudad, el gobierno decidió construir un canal para poder urbanizar la zona que incluía la creación de un parque. Pero el lugar fue durante muchos años abandonado y es aquí donde en 1992 se decidió ubicar el “·Parque Muzeon”, uno de los museos al aire libre mas grande de Rusia, y donde fueron reubicadas las esculturas soviéticas propagandísticas de los años 1930 a 1950 de toda la ciudad. En el parque comparten espacio las figuras de Stalin, Lenin, Dzerzhisky (fundador de la KGB) o Gorki junto a obras de arte de artistas que, por ser considerados en aquellos años demasiado originales y modernos, no pudieron exponerlas. Merece la pena el recorrido este precioso parque, aunque solo sea para ver estas innovadoras y preciosas esculturas que contrastan con la antiestética y enorme, pero famosísima, estatua de Pedro el Grande, conocida coloquialmente como “Pedro Colón” ·. La historia de esta escultura es de lo mas curiosa: en un principio representaba al almirante y su creador, Zurab Tsereteli, la realizó para la Expo de Sevilla, que no se intereso por ella, tratando de vendérsela después a los Estados Unidos e incluso a países latinoamericanos. Nadie la quiso. Pero el alcalde de Moscú, amigo del escultor, la compró para conmemorar los 300 años de la fundación de la armada rusa que Pedro el Grande creo y, simplemente cambiaron la cabeza de Colon por la del Zar. A los moscovitas no les gusta porque no podemos olvidar que este Zar “odiaba” Moscú y cambio la capitalidad a San Petersburgo, y se han recogido firmas para su desaparición e incluso han intentado volarla.

Cruzando la carreta se sitúa el Parque Gorki, de sobras conocido y que me recuerda a nuestro querido “Parque del Retiro”de Madrid.

EL TEATRO PUSHKIN

La importancia del teatro en la cultura rusa es de sobra conocida. Konstantin Stanislavski o Antón Chejov, son algunos de sus máximos representantes junto con el nombrado Pushkin. En Moscú hay muchísimos teatros entre los cuales, como no podía ser de otra manera, alguno esta “encantado”.ElTeatro de cámara Pushkin, fue edificado en 1914 por iniciativa del celebre actor y director Alexandre Taírov y, cuando tuvo que ser ampliado, algunas de las nuevas alas del mismo se ubicaron sobre el antiguo cementerio de Juan el Apóstol. Cuenta la leyenda que la actriz Alisa Koonen, esposa de Taírov, maldijo el teatro y, los posteriores fracasos escénicos y escándalos, junto a que se rumoreaba que se escuchaban gritos y silbidos, hizo que el publico dejase de acudir. Fue necesario bendecirlo en 1991 y, se cuenta que, al teatro entro una mariposa de excepcional belleza que sobrevoló sus salas saliendo por una de sus ventanas y el teatro retomo su popularidad.

MOSCOW CITY”

Algo ha cambiado en la silueta de Moscú. Es esta una ciudad que se reinventa y se adapta a cada época y, si en el siglo XX las “siete hermanas de Stalin” eran los edificios mas altos e imponentes, hoy su modernidad queda reflejada en la Moscow City, donde altísimos edificios compiten en belleza y altura. Construidos sobre un terraplén del rio Presnensky, en una superficie de 60 hectáreas, este conjunto arquitectónico contiene oficinas, restaurantes, hoteles, tiendas, salas de congresos…todo lo que una ciudad necesita. En el rascacielos OKO, su restaurante Rustike ofrece su famosa sopa Borsch, sus caseras empanadillas pelmenio su ternera strogonoff, platos típicos rusos y una verdadera delicia gastronómica.

Desde la Torre Federacion, en su plataforma situada en Elo piso 89, podemos disfrutar del PANORAMA 360 que nos permite una vista de pájaro sobre toda la ciudad, mientras disfrutamos de un helado ·”Clean Line” que prepara frente a ti con chocolate caliente . Es actualmente el edificio mas alto de Europa, 373,7 m de altura.

PARQUE ZARYADYE

En el solar donde a finales de 1940 iba a ser construido el octavo rascacielos de Stalin, se construyo en 1967 el Hotel Rusia, por aquel entonces el mas grande de Europa. Pero en 2007 fue demolido y tras 6 años de abandono, a principios de 2017, se celebro la finalización del “Parque Zaryadye”. Situado cerca de la Catedral de San Basilio, de la Plaza Roja y del Kremlin, es un parque público multifuncional, que consta de una sala filarmónica de conciertos, de dos anfiteatros, cinco pabellones y el magnifico voladizo de 70 metros de largo y 13 de alto sobre el rio, sin ningún soporte,  visita obligada, como lo demuestran los miles de visitantes que, desde su apertura, lo recorren.En el parque con una vision de “urbanismo paisajistico” hay areas naturales con su microclima con cientos de plantas lo que hace de la visita casi una clase de botánica.

EL PARQUE DE LA VICTORIA

El Parque de la Victoria es un gran complejo monumental dedicado a la victoria de la Gran Guerra compuesto por el Museo de la Segunda Guerra Mundial, estructuras religiosas y monumentos conmemorativos. Un fuego arde en la Colina Poklonnaya en recuerdo del soldado desconocido y, en su calle principal, 1.418 fuentes simbolizan los días que duro la guerra, repartidas en cinco terrazas de agua, una por cada año de hostilidades. El centro lo remata un monumento de 141,8 metros de altura coronado por la diosa Nike (Victoria). Frente al parque, el Arco de Triunfo de Moscú, cuya similitud con el Arco de Carrouselde Paris es lo primero que nos llama la atención. Con una altura de 28 metros, esta adornado con figuras de combatiente rusos que narran la liberación de Moscú de Napoleón. Curioso que en Paris, su Arco de triunfo conmemore a su vez, la victoria francesa de Austerlitz frente a las tropas rusas.

En la “Colina de los Gorriones”,cientos de personas, sobretodo cientos de motos que mas parece una concentración al estilo “pingüinos” de Valladolid, se dan cita cada tarde, para ver la puesta de sol. No hay palabras para describir la belleza de los colores de la misma que contrasta con la silueta de la maravillosa Universidad Estatal de Moscú. Es este un lugar ideal para despedirse de esta ciudad que aun guarda multitud de sorpresas por descubrir.

Fotos: Tessa Amézaga