Retos competitivos del sector turístico andaluz

Dentro del incomparable marco del Palacio de Exposiciones y Congresos de la Costa del Sol se acaba de celebrar, entre el 3 y el 5 de junio, la IXª edición de EUROAL (Feria Internacional de Turismo, Arte y Cultura de América Latina y Europa). Hubo en ella numerosos expositores y su actividad estuvo centrada en la promoción de países (incluso africanos y asiáticos) y de la región. Fueron bastantes los momentos dedicados a la reflexión sobre la forma de potenciar las realizaciones del turismo andaluz y, en concreto, del malagueño.

Entre las múltiples conferencias y mesas redondas, en las que debatieron numerosos asistentes muy cualificados, merece la pena destacar la Mesa Redonda sobre “Retos competitivos del Sector Turístico Andaluz”. Fue moderada por D. José Luis Zoreda, de EXCELTUR, y participaron altos representantes de la Administración Andaluza (Secretaría de Turismo y Puerto de Málaga) y de Asociaciones del Sector Privado (empresarios hoteleros y de agencias de viajes).

La comparación entre las estadísticas de resultados turísticos en los años 2.000 y 2.013 fue el punto de partida. Se analizaron ambas en base a las incidencias significativas. Se partió de que hay que superar la imagen de que la afluencia turística a la región se debe en muchos casos al fallo de otros destinos turísticos y de que hay que concentrarse en los puntos importantes. Para encontrar y mantener el arranque turístico de la región se echa de menos una idea clara de cómo reorganizar el sector a través de una concepción generalizada desde varias perspectivas. Tras este planteamiento se requeriría un acuerdo para conjugar integral y logísticamente todos los servicios turísticos (hoteles, cruceros, excursiones, gastronomía, arte, golf, etc.).

Como medios para este objetivo se insistió en fijarse en el tipo de cliente y en saber responder a todas sus necesidades y deseos. Aun cuando los productos turísticos ofertados en la Costa del Sol sean la mayoría de los ofertados también en el resto de España, hay que hacer una gestión integrada proponiendo nuevos productos y comprobando su eficacia. De esta forma podría comenzar a crecer la rentabilidad por turismo. Estamos en este punto a nivel del año 2.000. Hoy hay más turistas, pero los beneficios son menores.

Hasta hace poco el turismo andaluz ha recibido algunas ayudas de la  Autonomía y de la Unión Europea. En este momento ya no existe ayuda europea y, además, el representante autonómico indicó que se sabe poco lo que pide el cliente. La autoridad portuaria ve como un gran desarrollo potencial el incremento de la presencia de cruceros y el desarrollo de un nuevo puerto turístico. Ambos aspectos aseguran bien la integración de diversos servicios. El representante de la hostelería indica que hay otros que deciden sobre los precios y que, además, estos cubren ajustadamente los gastos. El representante de las agencias de viajes indica su deseo de evitar trabas de las administraciones públicas. Las Agencias son las que toman el pulso al turista, le asesoran y orientan en sus necesidades y peticiones, y en sus manos está el 80% del billetaje. Aseguran que hay competencia desleal en alojamientos y habitaciones turísticas no controladas ni reguladas legalmente.

Se cumplió con creces el objetivo propuesto. Como muestra de la voluntad de continuar en la línea de analizar en una visión integral los diversos objetivos, productos y destinos turísticos, D. Luis Callejón, Presidente de EUROAL, ofreció al final de la Mesa Redonda la posibilidad de que el Centro sea el lugar de reuniones periódicas para este objetivo, con el que se identificaba y ofrecía también su colaboración personal.

euroal2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.